oct/12

22

22 DE OCTUBRE – DÍA NACIONAL POR EL DERECHO A LA IDENTIDAD

Mirian Luchetto - Mayo de 2005  Un 22 de octubre de 1977, 12 madres que asistían a Plaza de Mayo para reclamar por sus hijos se reunieron para buscar a sus nietos. Se bautizaron “Abuelas Argentinas con Nietitos Desaparecidos”, más tarde “Abuelas de Plaza de Mayo”. Aisladas y en peligro iniciaban una lucha que continua en la actualidad, con más de un centenar de jóvenes rescatados de la mentira de vivir con una identidad falsa. Año tras año las Abuelas de Plaza de Mayo organizaron campañas para difundir la temática y acompañar a los jóvenes con dudas sobre su identidad, con el objetivo de que puedan encontrar su verdadero origen pero también con el propósito de reconstruir la memoria colectiva para que nunca más sucedan en nuestro país hechos tan aberrantes como el robo de niños. Los equipos técnicos de Abuelas de Plaza de Mayo realizaron durante tres años viajes al interior del país para organizar una red de trabajo por la defensa y la promoción del derecho a la identidad, y para ello se contactaron con personas e instituciones que deseaban colaborar. Los viajes conocidos como “La esperanza de las Abuelas” y luego “Abuelas Móvil” llegaron al Chaco en agosto de 2003. Desde entonces se fue gestando la Red por la Identidad –Chaco–, capacitándose a través de diversas actividades para evacuar dudas y orientar a jóvenes que se preguntan acerca de su origen. La Red por la Identidad Chaco está integrada en forma plural por los referentes de DDHH sociales, políticos, H.I.J.O.S. y por personas que individualmente han adherido a la misma.

ROBO DE BEBÉS DURANTE LA ÚLTIMA DICTADURA

El número de secuestros de niños y de jóvenes embarazadas, el funcionamiento de maternidades clandestinas, la existencia de listas de familias de militares en “espera” de un nacimiento y las declaraciones de los mismos militares demuestran la existencia de un plan sistemático de apropiación de niños durante el terrorismo de Estado (1976-1983) que asoló nuestro país. Los infantes secuestrados fueron apropiados por personal militar o abandonados en hospitales u orfanatos como seres sin nombre ni historia personal. Se les robó la identidad y se condenó a familias enteras a una búsqueda desesperada que en muchos casos continúa hasta el día de hoy; hay alrededor de 400 familias que denunciaron la desaparición de mujeres embarazadas o secuestradas junto a sus hijos, nacidos entre 1975 y 1980. En el Chaco se conocen cuatro casos; el de Rosa Nusbaum, desaparecida a los 28 años con un embarazo de seis meses; el de Mónica García del Val, de 15 años, con un embarazo de tres; el de Ana Rubel, de 27 años, quién dio a luz un varón en junio de 1977 en la ESMA; y el de Ana María Baravalle, secuestrada con un embarazo de cinco meses en Capital Federal. Tres son los casos de  restituciones vinculados con la provincia; Pedro Nadal García (2004), Jorge Guillermo Goya Martínez (2008) y Martín Amarilla Molfino (2009) recuperaron su identidad y lograron reencontrarse con sus familias. La negación de la identidad es la negación de la historia. Una historia muy particular: una historia política, porque es la negación de la ideología de los padres, y también de una actitud de los padres hacia los hijos; se les dice que fueron abandonados cuando en realidad no es así. En determinados casos, la contradicción se agudiza al máximo nivel de perversión: la persona que se apropió a los chicos es la misma que mató a sus padres, o sabe quién lo hizo, o colaboró de alguna manera con el crimen.

IDENTIDAD DE LOS PUEBLOS + IDENTIDAD DE LOS NIETOS

Es por ello que para este octubre de 2012 desde la Red por la Identidad Chaco  se propone unir la reafirmación de la Identidad histórica de los pueblos originarios con el Derecho a la Identidad de todas las víctimas del plan de sistemático de apropiación organizado por la última dictadura cívico militar;  “La Identidad es la historia y la esencia de los pueblos, lo que nos une y nos da a su vez ese mundo característico que nos define ubicándonos nuestro lugar en el mundo” definen desde la Red. “Los apropiadores buscaban destruir la identidad de aquellos a los que perseguían, no solo asesinándolos y desapareciéndolos sino también robando la identidad de sus hijos. Sabían de la fuerza que la identidad nos da. Eso mismo pasó con los pueblos originarios: para desplazarlos de su territorio no solo se utilizó la fuerza de las armas persiguiéndolos  sino que se buscó sacarles también el valor de aquello en lo que creen, lo que hacen, lo que son, al idioma que hablan. Por los más de 400 nietos que todavía faltan restituir y por la dignidad de los pueblos. En un aniversario de la fundación de Abuelas y la institución del 22 de octubre como Día Nacional por el Derecho a la Identidad queremos recordar quiénes somos y recordar a aquellos que todavía no saben que una familia los está buscando y que todos los estamos esperando” afirman.

¿QUÉ PASA CUANDO UN JOVEN TIENE DUDAS SOBRE SU IDENTIDAD?

Cuando un joven tiene dudas sobre su identidad y se acerca a Abuelas de Plaza de Mayo, a la CONADI, (Comisión Nacional por el Derecho a la Identidad) o al área de Identidad del Registro Único por la Verdad (RUV) – Comisión Provincial por la Memoria Chaco el encuentro es totalmente confidencial. El objetivo es que pueda tener información que le permita aclarar sus dudas y tomar decisiones sobre la búsqueda que quiere realizar. Profesionales con experiencia le ofrecen orientación y contención. Ante todo se respetan los tiempos de los jóvenes con dudas. La CONADI es un órgano del Estado dentro de la Secretaría de Derechos Humanos del Ministerio de Justicia de la Nación, cuyo objetivo es realizar la búsqueda de jóvenes apropiados, trabajando conjuntamente con Abuelas de Plaza de Mayo. El área de Identidad del RUV realiza la atención de consultas sobre la temática en articulación con Abuelas y CONADI. Teléfono: 362 – 4453222 / Correo electrónico: identidadchaco@gmail.com

<<

>>

Comisión Provincial por la Memoria | Desarrollo: Juan Facundo Uferer Ferreyra